¿Has soñado con conducir un supercoche? Te mostramos cinco coches baratos tan divertidos como el mejor de los deportivos.

Ferrari 488 GTB vs Alfa Romeo 4C

Ferrari 488 GTB
Alfa Romeo 4C 2017
  • Ferrari 488 GTB: 238.077 euros
  • Alfa 4C Coupé: 66.200 euros

El Ferrari 488 GTB es uno de los coches deportivos más deseados del mercado. Y no es de extrañar, ya que esté coupé biplaza con motor 3.9 V8 biturbo de 670 CV es exclusivo, tiene un cavallino rampante sobre el capó y, con una aceleración de 0 a 100 km/h en 3,0 segundos y 335 km/h de velocidad máxima, ofrece unas prestaciones fuera de lo común.

Sin embargo, existe un pequeño coupé biplaza, de 3,99 metros de largo, que puede competir en diversión al volante con el todopoderoso Ferrari 488 GTB. Se denomina Alfa Romeo 4C, está impulsado por el diminuto propulsor turboalimentado de gasolina 1.7 TBi de 240 CV, ubicado en posición central-trasera, y cuenta con un peso de tan sólo 1.040 kilos. ¿El resultado? Un automóvil muy divertido de conducir.

Además, su firme suspensión, o el hecho de no contar con dirección asistida, hacen que transmita al conductor sensaciones similares a las de un coche de competición. Por prestaciones, con una aceleración de 0 a 100 km/h en 4,5 segundos y una velocidad punta de 257 km/h es más rápido que muchos deportivos. 

Nissan GT-R Nismo vs Ford Focus RS

Nissan GT-R Nismo 2017
Ford Focus RS 2017
  • Nissan GT-R Nismo: 185.000 euros
  • Ford Focus RS: 41.260 euros

Da igual qué coche que conduzcas. Si tratas de adelantar a un Nissan GT-R Nismo en una carretera de montaña... fracasarás estrepitosamente. Y no solo por las prestaciones del motor gasolina 3.8 V6 biturbo de 600 CV, asociado a una transmisión automática de doble embrague de seis velocidades; también, porque el sistema de tracción total ATTESA ETS le permite transmitir hasta el último de sus 652 Nm de par máximo al suelo sin problema. Para muestra, su aceleración de 0 a 100 km/h, cifrada en solo 2,8 segundos.

Y si hay un coche al que se puede considerar el hermano pequeño de este Nissan, es el Ford Focus RS. Su motor turboalimentado de gasolina 2.3 EcoBoost, de 350 CV, le permite alcanzar 100 km/h en apenas 4,7 segundos y es capaz empujar la aguja del velocímetro hasta alcanzar los 263 km/h. Además, como sucede en el Nissan GT-R Nismo, cuenta com un sistema de tracción total tremendamenete eficaz que, incluso, cuenta con un modo drift... ¡pensado para derrapar!

Porsche 718 Cayman vs Mazda MX-5

Porsche 718 Coupé
Mazda MX-5
  • Porsche 718 Cayman: 58.148 euros
  • Mazda MX-5: 25.800 euros

Tal vez un Porsche 718 Cayman con motor 2.0 Turbo de 300 CV y "solo" cuatro cilindros no te parezca el deportivo definitivo. Pero no te confundas, este Porsche cuenta con uno de los chasis más equilibrados del mercado, algo que, unido a un reparto de pesos perfecto, permite circular rapidísimo con total facilidad. 

En cuanto al Mazda MX-5, con un motor 2.0 atmosférico de gasolina, de 160 CV, está claro que no tiene nada que hacer frente al Porsche por prestaciones. Pero su ligereza (pesa 1.090 kilos), la propulsión trasera, un cambio manual de accionamiento firme y una dirección muy precisa, convierten a este Mazda en pura diversión para el conductor. Y todo, a cambio de un precio de lo más asequible. Mucho más que en el caso de la variante targa MX-5 RF, recientemente presentada.

Mercedes GT-R 2017
Nissan 370Z Nismo

Mercedes-AMG GT-R vs Nissan 370Z Nismo

  • Mercedes-AMG GT-R: n.d.
  • Nissan 370Z Nismo: 44.900 euros

La versión más radical del Mercedes-AMG GT está impulsada por un propulsor de gasolina 4.0 biturbo, que entrega 585 CV y unos impresionantes 700 Nm de par máximo entre 1.900 y 5.500 rpm. Además, se diferencia del resto de los AMG GT por incorporar unos pasos de rueda ensanchados y una parrilla frontal rediseñada, así como un difusor y un alerón trasero de fibra de carbono. Por otro lado, se ha convertido en el primer Mercedes-AMG que incorpora una dirección trasera que, por encima de 60 km/h, gira las ruedas en el mismo sentido de las delanteras para mejorar la estabilidad en curva. Todavía no se ha anunciado su precio, pero, para que te hagas una idea, diremos que el Mercedes-AMG GT S, con 510 CV, es de 167.365 euros.

En cuanto al Nissan 370Z Nismo, por los 44.900 euros que cuesta, es imposible encontrar otro cupé de propulsión trasera que iguale los 344 CV de potencia de su motor 3.7 V6 atmosférico de gasolina. Además, el diseño es espectacular, mientras que la precisa dirección y un chasis muy bien ajustado, hacen que sea muy agradable de conducir.

Maserati GranTurismo MC Stradale blanco
Toyota GT86 2017

Maserati GranTurismo MC Stradale vs Toyota GT-86

  • Maserati GranTurismo: 180.800 euros
  • Toyota GT86: 32.990 euros

El Maserati GranTurismo MC Stradale es un coupé de 4,93 metros de largo inspirado en los Maserati GranTurismo que competían en la categoría GT3... A simple vista, llaman la atención el splitter frontal, el spoiler trasero, los faldones laterales y las llantas de 20 pulgadas, que dotan a este coupé de un aspecto tan deportivo como elegante.

Pero lo que realmente convierte a este Maserati en un coche especial es su propulsor atmosférico de gasolina 4.7 V8 de 460 CV, capaz de impulsar sus 1.700 kilos hasta 100 km/h en 3,3 segundos y de alcanzar los 303 km/h de velocidad punta. Además, la caja de cambio automática-secuencial MC Race Shift de seis velocidades es capaz de efectuar cambios de marcha en tan solo 60 milisegundos.

Frente a él se encuentra el Toyota GT-86 2017. Un pequeño coupé de 4,24 metros de largo que acaba de modernizarse con un restyling... y que resulta idéntico mecánicamente al Subaru BR-Z. Es cierto que su motor de 200 CV no puede competir con las prestaciones del Maserati... pero si hay una palabra que define la dinámica del Toyota es precisión. Desde la dirección, al tacto del cambio manual o el mínimo balanceo de la carrocería. Y eso es algo de lo más reconfortante cuando tú eres el conductor. 

Más información sobre coches deportivos en Motor1.com:

 

Forma parte de algo grande