Prueba Porsche Panamera 2018 Turbo S E-Hybrid: el futuro impresiona

Nos guste o no, la electrificación es el futuro. Pero no se trata solo de automóviles ecológicos, como el Toyota Prius con su tecnología híbrida o eléctricos con autonomías de cientos de kilómetros. Varios fabricantes están utilizando la electricidad para ofrecer un extra de potencia en sus coches y, por tanto, mejorar notablemente sus prestaciones. Es el caso de superdeportivos como el Honda NSX, Ferrari LaFerrari, McLaren P1, por no hablar del Porsche 918 Spyder. De hecho, gran parte de su tecnología híbrida subyace en el coche que tengo entre mis manos: el Porsche Panamera Turbo S E-Hybrid.

Por primera vez, la versión estrella de un modelo Porsche es un híbrido. Ningún otro Panamera supera al Turbo S E-Hybrid en términos de potencia o precio. Con 680 CV de potencia y 850 Nm de par máximo, esta berlina no es un híbrido tradicional. Más bien, se trata de la visión de Porsche de cómo sería un automóvil del futuro electrificado y, de ser así, daré la bienvenida a los futuros superdeportivos híbridos de la marca. 

 

 

Porsche Panamera Turbo S E-Hybrid 2018, pros

Espera, ¿cuánta potencia? La batería da para mucho. Mientras la mayoría de los fabricantes combinan las mecánicas eléctricas con un pequeño y eficiente motor térmico, para reducir al máximo el consumo y las emisiones contaminantes, Porsche va por otro camino.

De hecho, este Panamera híbrido combina el motor biturbo de gasolina, 4.0 V8 de 550 CV que emplea el Panamera Turbo, con una mecánica eléctrica de 136 CV de potenc...