El Mitsubishi Lancer era uno de los primeros coches del juego, pero más adelante, a partir de la carrera número 58, aparecía el Mitsubishi Eclipse GSX. Un modelo de tracción total, con un motor de 2,0 litros (4G63T) que ofrecía de serie 210 CV y 290 Nm de par. Era muy bueno en aceleración, pero algo travieso.