El logo de Audi puede ser el más elocuente de todos. Su historia se remonta bastante tiempo y, de hecho, antes de convertirse en Audi, en realidad eran cuatro fabricantes diferentes (Wanderer, Audi, DKW, Horch), que decidieron fusionarse y unir fuerzas para convertirse en una única marca, Auto Union. Los cuatro anillos de Audi simplemente representan a los cuatro fabricantes históricos que conformaron la firma.