Modelos de BMW con cuatro faros en el frontal han existido en casi todos los segmentos del mercado. Antes de llegar al Serie 3, los 'cuatro ojos' aparecieron en el BMW Serie 5. Aun así, en la actualidad no queda ni rastro de la forma redonda de los faros en la gama de la firma de Múnich.