Venturi, la marca francesa de deportivos, también ha compartido componentes con coches mucho más asequibles, aunque actualmente la firma se dedica, principalmente, al desarrollo de vehículos eléctricos. En todo caso, el añejo Venturi 400 GT es casi un collage de piezas.