Habitualmente, la mayoría de vehículos que se enfrentan a esta maniobra de Teknikens Värld superan los 70 km/h, que es la velocidad estándar a la que se realiza la prueba, pero hay algunos ejemplos de coches que no son capaces de hacerlo a dicha velocidad.

El Reliant Rialto es el único vehículo de tres ruedas probado por la publicación sueca. Como te puedes imaginar, se tuvo que conformar con realizar la esquiva a 42,5 km/h, ya que la estabilidad no es precisamente uno de sus fuertes. Esta cifra lo coloca como el coche más lento en la prueba, 11,5 km/h por detrás del siguiente clasificado.