Ferrari ha creado numeroso modelos de uso exclusivo en circuito, pero nos queremos centrar en el espectacular FXX. Hablamos de un vehículo desarrollado a partir del Ferrari Enzo, con carrocería de fibra de carbono y un aspecto totalmente diferente.

El FXX equipa un motor 6.3 V12 con 800 CV. Solo se fabricaron 30 unidades, la última de ellas para un ilustre propietario, el heptacampeón del mundo de F1, Michael Schumacher.