La marca de Stuttgart también hizo una campaña similar sobre su asistente de aparcamiento que, por ejemplo, pretende evitar el atropello de peatones, ya que los sensores instalados en el paragolpes trasero informan al conductor de los obstáculos que quizá este no vea.