Muchos jóvenes aspiraban a un Golf, pero los más acaudalados, incluyendo por supuesto a los treinteañeros sin familia, pusieron sus ojos en el R32, una versión de altas prestaciones con un motor atmosférico 3.2 V6, de 250 CV, y el sistema de tracción total 4MOTION.