En los 4,69 metros de longitud que declara el coche, el espacio en todas las plazas es soberbio, tanto si hablamos de las piernas como de la cabeza. Es verdad que el asiento central es considerablemente más estrecho que los laterales, pero no peor que el de muchos de sus rivales, con contadas excepciones, como el Peugeot 5008 o el Skoda Kodiaq.