Cuesta entender que la puja por el SUV italiano haya superado los 12.000 euros, pero así sucede. Podría tratarse de la versión GTS, con un motor 3.8 V8, biturbo, de 550 CV.