Sí, es verdad que el compacto francés sufría algunos fallos eléctricos, incluso era normal que se estropeasen los elevalunas, pero también es cierto que hubo unidades que han envejecido sin dar grandes quebraderos de cabeza a sus dueños.