Con este Porsche 718 RS 60, nos acercamos a los cinco millones de euros. Este biplaza con parabrisas regulable es uno de los cuatro producidos por Porsche para la temporada de 1960 y se adquirió en una subasta de 2015.

El motor de esta pequeña joya automovilística es un bloque bóxer de 1,5 litros y cuatro cilindros, con doble árbol de levas en cabeza, que entrega una potencia superior a los 170 CV.