El SUV más lujoso y grande de BMW, destinado principalmente al mercado estadounidense, puede escogerse con seis o siete plazas y con tres mecánicas turboalimentadas, de seis cilindros. La de gasolina entrega 340 CV, mientras que las de ciclo diésel, 265 y 400 CV.