Al recurrir en la nueva generación a la tracción delantera, el nuevo BMW Serie 1 ha perdido una características que lo hacía prácticamente único.

Los amantes de la marca siempre podrán soñar con tener un M140i (anteriormente, M135i) de código F20, fabricado entre 2011 y 2019. Esta versión dispone de una mecánica turboalimentada de gasolina, de seis cilindros en línea y 3,0 litros de cubicaje, que rinde 340 CV.