Como ya hemos aprendido, el Maserati Mistral tomaba su nombre de un famoso viento, propio del sur de Francia. Sin embargo, los aficionados a la F1 harán volar su imaginación hasta la recta Mistral del circuito de Paul Ricard, que actualmente es la sede del GP de Francia (algo que ha sucedido durante 16 ocasiones a lo largo de la historia).