Sin echar cuentas, estamos seguro de que estamos ante una de las opciones menos potentes y más asequibles de esta lista. 

Lo que aquí conocemos como Dacia, en algunos mercados de Sudamérica se comercializa como Renault. 

Es el caso de este Sendero tan especial, se comercializó en Brasil, con su increible motor 1.6, atmosférico, de 102 CV de potencia.