Córdoba, una ciudad con un conjunto arquitectónico catalogado como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, también dio nombre a un utilitario, derivado del Ibiza, que se vendió con carrocería de tres y cinco puertas, así como familiar.

Estuvo disponible entre 1993 y 2009, a lo largo de dos generaciones.