Actualmente, es el vehículo eléctrico más rápido en Nürburgring, aunque ese reinado podría durar solo hasta este verano, cuando el Volkswagen ID. R intente superar los 6'45"90 del modelo chino.

En total, dispone de cuatro propulsores que entregan, en conjunto, 1.341 CV. Gracias a este sistema de impulsión, completa la aceleración de 0 a 100 km/h en 2,7 segundos.  

Más información del Nio EP9