En principio, el fabricante británico lanzará su primer modelo eléctrico a finales de 2019. Estará basado en el Rapide y será capaz de acelerar de 0 a 100 en menos de 4,0 segundos. La producción se limitará a solo 155 unidades.