Existen mulas de pruebas del futuro Porsche 911 desde 2015. Sin embargo, no hemos podido apreciar con claridad los rasgos de diseño de la generación 992 hasta hace unos meses.

La nueva entrega de este superdeportivo cuenta con unas ópticas delanteras más inclinadas, así como unas nervaduras del capó bastante marcadas. Visto de perfil, el mayor cambio es la reducción de la superficie acristalada de la carrocería, para crear una silueta más robusta y elegante.

Por lo demás, en la zaga encontramos unos pilotos con tecnología de tipo LED más estilizados y que recorren la trasera de lado a lado, así como un alerón posterior activo, encargado de incrementar el apoyo aerodinámico a alta velocidad.

Más fotos espía en Motor1.com: