Con 4,15 metros de largo, 1,76 de ancho y 1,64 de alto, el Citroën C3 Aircross 2018 se encargó de sustituir al C3 Picasso. Y sí, prescindió, en gran medida, de los famosos Airbump que popularizó el primer C4 Cactus. 

Mecánicamente, cuenta con cinco variantes, tres de gasolina y dos turbodiésel. En el caso de los primeros, la gama arranca con el 1.2 PureTech atmosférico, de 82 CV, y continúa con el propulsor turboalimentado 1.2 PureTech, con 110 y 130 CV.

Pasando a los turbodiésel, anuncia dos opciones de la mecánica 1.6 BlueHDi, con 100 y 120 CV. De serie, todos tienen cambio manual y, en opción, el 1.2 PureTech de 110 CV puede incorporar la transmisión automática con convertidor de par EAT6, de seis marchas. 

Como suele ser habitual, el Citroën C3 Aircross 2018 solo cuenta con tracción delantera, pero ofrece la posibilidad de incluir el control de tracción ampliado Grip Control, con cinco modos de funcionamiento, que se combina con unos neumáticos M+S y un control de descenso de pendientes.

Por lo demás, declara un maletero con 410 litros de capacidad (520 si se usa el doble fondo) y está a la venta desde 14.450 euros.