A priori, parece el rival a batir, ya que promete una aceleración de 0 a 100 km/h en tan solo 1,9 segundos. El Tesla Roadster llegará en 2020, dotado de tracción total, y dispondrá de una autonomía cercana a los 1.000 kilómetros, fruto de una batería con 250 kWh de capacidad.

Por tanto, estamos ante un superdeportivo excepcional, que podría convertirse en el modelo de calle más rápido del mundo.