De momento, es el último Ibiza deportivo que se ha comercializado (con todos los respetos para el 1.5 TSI FR de 150 CV, de la gama actual). 

Contaba con el motor turboalimentado de gasolina 1.8 TSI, de 192 CV, contaba con una caja de cambios manual, de 6 marchas, y estaba a la venta desde 21.400 euros.

Respecto a las prestaciones, alcanzaba los 235 km/h y aceleraba de 0 a 100 en 6,7 segundos.