Es todo un veterano que lleva más de diez años a la venta y el eterno rival del Toyota Land Cruiser. En campo, el sistema de tracción total del Mitsubishi Montero marca diferencias: cuenta con un eje delantero desacoplable y, sobre todo, permite bloquear los diferenciales trasero y central trasero... algo que puede suponer la diferencia entre avanzar o quedarse inmovilizado cuando una rueda se queda en el aire.