• Precio: desde 27.800 euros

En cuanto al Mazda MX-5, con un motor 2.0 atmosférico de gasolina, de 160 CV, está claro que no tiene nada que hacer frente al Porsche... por prestaciones. Pero gracias a un peso de 1.090 kilos, a la propulsión trasera, a un cambio manual de accionamiento firme y a una dirección muy precisa, este Mazda se convierte en pura diversión para el conductor. Y todo, a cambio de un precio de lo más asequible.