Antes conocida como SEAT Sport, la empresa se fundó en 1985 y aglutina los vehículos de la nueva marca española y también los prototipos de competición. Algunos de estos últimos llegaron a competir en los Mundiales de Rallies (WRC) y de Turismos (WTCC). 

En cuanto a los automóviles de calle, el CUPRA Ateca, con motor 2.0 TFSI de 300 CV, será el que estrene la familia. Posteriormente, aterrizará el CUPRA Arona y, salvo sorpresa, también veremos el CUPRA Ibiza y el CUPRA León.