Presentado en el salón de París de 1970, muchos seguimos considerando al Citroën SM como uno de los coches más revolucionarios de todos los tiempos. De hecho, para explicar todas sus primicias, tendríamos que dedicarle un post completo...

Sin embargo, hoy está aquí por un motivo muy diferente: su motor V6 Maserati.