En la práctica, este coche no se exhibe en el salón de Nueva York, pero se dio a conocer, en la propia ciudad de los rascacielos, un día antes del inicio del evento.

La estrategia de electrificación de MINI no es ningún secreto. De hecho, ya vende un Countryman híbrido enchufable y está en camino un eléctrico para la carrocería de tres puertas. 

Por tanto, este prototipo, un Cooper clásico con motor eléctrico, honra la historia de la marca británica y, a su vez, hace un claro guiño al futuro.