Que un Aston Martin con carrocería de cuatro puertas sea un coche con un aspecto sobresaliente es digno de celebrar. Por eso, tal vez, este año obtuvo el galardón al mejor diseño.