La imagen de la zaga se toma, directamente, del Panamera y, para qué negarlo, le sienta al coche de maravilla. De hecho, no tenemos ninguna duda de que este vehículo haría desviar miradas por la ciudad.