Rival directo del Ford Fiesta Active, el modelo de Hyundai presenta 2,0 centímetros extra al suelo y las pertinentes protecciones plásticas. Puede elegirse con dos motores turboalimentados, el de gasolina 1.0 T-GDI, con 100 CV, y el de ciclo diésel 1.4 CRDi, con 90 CV. 

La variante más potente se asocia a un cambio manual de cinco velocidades, mientras que la de gasóleo añade una marcha más. El precio base es de tan solo 12.990 euros, si se resta el gran descuento oficial de 6.050 euros.