Aunque podríamos incluir en esta lista al Cayenne, como primer SUV, o a los 718 Boxster y Cayman, por su retorno a los motores de cuatro cilindros, al hablar de Porsche, hemos preferido optar por el Panamera. 

Este gran coupé de cinco puertas (o berlina de diseño muy dinámico, como prefieras), llegó en el año 2009 y fue doblemente rompedor, ya que también ha dado cobijo a motorizaciones diésel e híbridas... así como al primer familiar de la marca: el Panamera Sport Turismo.