El Mercedes-Benz S 500 (W220) ofrece 306 CV, gracias a su motor V8 de 5,0 litros. Puede decirse que su diseño está algo desactualizado y que parece más antiguo de lo que realmente es.

En cualquier caso, es fácil encontrar unidades que rondan los 200.000 kilómetros por menos de 10.000 euros... Pero revísalas bien, porque una avería podría salirte cara.