En la previa del salón de Frankfurt del año 2015, Jaguar celebraba su 80 cumpleaños, al tiempo que se preparaba para lanzar el primer todocamino de su historia: el F-PACE

Para conmemorar ambos hitos, en la firma británica se propusieron batir un Récord Guinness. Para ello, construyeron una megaestructura que permitiera al F-PACE llevar a cabo un giro de 360 grados. La acrobacia, con Lee Bowers como piloto, fue todo un éxito.