El urbano japonés, dotado de estética SUV, puede calificarse de muchas formas, excepto de discreto. Desde luego, la zaga es la parte del vehículo con mayor personalidad, fruto de unos pilotos muy originales.

Está a la venta con dos versiones, una de gasolina con motor atmosférico y otra híbrida SHVS, ambas con 90 CV. La primera homologa un consumo mixto de 4,7 litros cada 100 kilómetros, mientras que la segunda, gracias al motor eléctrico, se queda en 4,3.

En cualquier caso, el coche brinda un espacio interior brillante y, además, puede equiparse con el sistema de tracción total ALLGRIP AUTO. El precio base comienza en 13.070 euros.