Dotado de un aspecto futurista, el SUV urbano japonés atrajo la atención de mucha gente, desde el primer momento. Tanto, que los cálculos de la propia marca saltaron por los aires. 

El modelo oriental solo está disponible con el mismo sistema de propulsión híbrido del Prius, que declara 122 CV. Dinámicamente, brinda aplomo y estabilidad a partes iguales, gracias a una suspensión firme, que sujeta a la perfección la carrocería. ¿Lo quieres? Lo tienes desde 24.750 euros.