¿Cómo es posible que un todoterreno, inspirado en el modelo original de 1979, sea impactante? Precisamente, por mantener la fisonomía rectilínea de su antecesor, el Clase G es único en el mercado.

También lo es por sus argumentos off road. Además de reductora (LOW RANGE), presenta tres bloqueos del diferencial y un eje rígido posterior. La nueva generación, ya a la venta desde 127.450 euros, solo está disponible con un motor de gasolina V8 biturbo, de 4,0 litros de cilindrada y una potencia de 422 CV.