Otro todocamino coreano que refrescará su imagen y equipamiento será el representante de KIA. Fíjate en los faros delanteros, pues adoptarán luces de conducción diurna con cuatro puntos, como en los modelos Porsche. 

También la firma luminosa de los pilotos variará. Al igual que el Tucson, los motores permanecerán sin apenas variación. Tampoco el habitáculo mostrará cambios importantes. 

¿Logrará el Sportage acercarse al Nissan Qashqai y al SEAT Ateca en España? Esa duda la resolveremos en poco tiempo.