El Lancia Y10 Turbo tal vez sea el modelo más burgués y el menos deportivo de los modelos de esta lista, sobre todo al compararlo con su primo, el Fiat Uno Turbo i.e.

Aun así, su mecánica de 1,0 litros y cuatro cilindros, de 85 CV, ofrecía unas prestaciones razonables para la época, al acelerar de 0 a 100 km/h en 11,6 segundos. Por otro lado, con 890 kilos de peso, este Lancia era un modelo pesado, teniendo en cuenta que solo medía 3,39 metros de largo.