El hermano mayor de uno de los grandes superventas de nuestro mercado llegó, precisamente, para ocupar el hueco dejado por el extinto Nissan Qashqai+2. De hecho, a diferencia del propio Qashqai, sí que ofrece versiones de cinco y siete plazas. 

En el caso de optar por el de mayor aforo, ofrece un maletero de 445 litros y la variante más accesible se asocia a la terminación Acenta y al motor turboalimentado de gasolina DIG-T 163 CV. 

Con 1,6 litros de cilindrada y 163 CV, y en compañía de la tracción delantera y una caja manual, de seis marchas, alcanza los 197 km/h, acelera de 0 a 100 en 9,7 segundos y gasta 6,2 litros de media.

Eso sí, los que prefieran una mecánica turbodiésel, deberán abonar los 1.600 euros adicionales que cuesta la versión dCi 130 CV.