Como suele suceder en la mayoría de casos, el SUV japonés ofrece este precio tan atractivo asociado a un motor de gasolina. Algo a tener en cuenta, especialmente en este modelo, que también ofrece versiones turbodiésel e híbrida enchufable. Denominado 200 MPI, cuenta con 2,0 litros de cilindrada y entrega 150 CV de potencia. 

Eso sí, a diferencia de sus rivales, el Mitsubishi Outlander de los 26.400 euros incorpora la transmisión automática con variador continuo CVT y la tracción delantera, lo que combinado con el acabado Motion, le permiten colocarse como el escalón de acceso a la gama. 

Dicho esto, cuenta con un maletero de 519 litros y declara un consumo medio de 6,3 litros cada 100 kilómetros, al tiempo que alcanza los 192 km/h y acelera de 0 a 100 en 11,7 segundos.