El Ford Focus 2018 estrenará plataforma y, con ella, el modelo será, aproximadamente, 50 milímetros más largo que su antecesor. De este modo, crecerá el espacio para los pasajeros traseros, uno de los pocos peros del Focus actualmente a la venta. 

A pesar de este aumento de cotas, el peso descenderá alrededor de 50 kilos, gracias al empleo de materiales más ligeros en el chasis.