Desarrollado a partir de la plataforma del Giulia, el SUV italiano, con 4,69 metros de longitud, disfruta de una dinámica de conducción ejemplar. Puede elegirse entre tres motores turbodiésel, de 2,2 litros, con 150, 180 y 210 CV. También contempla mecánicas de gasolina turboalimentadas. Dos cubican 2,0 litros y entregan 200 y 280 CV, mientras que la tope de gama es un bloque V6 biturbo de 510 CV