La empresa española OX Motorcycles ha soportado bastantes dificultades durante la pandemia. Hasta este momento, ha estado fabricando sus motos en China, pero ha decidido que la producción se realice en nuestro país, concretamente en Madrid.

Como suele suceder, la firma, especializada en motos eléctricas de baja potencia y con estilo Cafe Racer, llevó el ensamblaje al país asiático para reducir los costes y ajustar al máximo los precios de venta al público. 

Pero después de varias dificultades tras la pandemia del COVID-19, la marca va a trabajar con QuaZZar Technologies para producir sus ejemplares. El fabricante tiene como objetivo inicial producir 1.200 unidades al año. Al cabo de un tiempo, el acuerdo permitirá a QuaZZar ensamblar hasta 2.000 ejemplares anuales y apoyar el crecimiento del negocio en Europa.

Galería: OX One, moto eléctrica

El modelo OX One aterrizará en España en octubre de 2021. Tras este inicio de ventas, la motocicleta debería llegar a otros mercados europeos poco tiempo después para ampliar rápidamente el negocio.

"Poder fabricar la OX One en nuestras instalaciones es un honor, pero al mismo tiempo es una gran responsabilidad y un gran reto que asumimos con mucho gusto. Estamos seguros de que realizaremos un buen producto final", ha afirmado el CEO de QuaZZar Technologies, Miguel Ángel Ferrero.

La moto ofrece una velocidad máxima de alrededor de 110 km/h. Está propulsada por un motor eléctrico de 8 CV de potencia y además cuenta con una batería extraíble. Su precio es de 5.200 euros y puede bajar incluso más con el Plan MOVES 3, quedándose en 4.100 euros.

Los clientes interesados pueden visitar la web de la empresa para reservar una unidad si lo desean. Los futuros clientes tendrán que pagar 150 euros para formar parte de una lista de pedidos en firme.

Los compradores podrán probar las primeras unidades del OX One en julio, y las entregas darán comienzo el próximo mes de octubre. Ya sabes, es una moto española 'made in Spain'.