Muchos sueñan con tener una Ducati Monster, a pesar de que hay otras motos en la marca italiana más potentes y llamativas. Quizá, su simplicidad y su belleza resultan perfectas, de ahí la atracción que genera.

En cualquier caso, esta máquina fue la responsable del boom de las naked orientadas a las prestaciones, gracias a su estilo inconfundible. No obstante, el reciente debut de la Monster 2021 ha suscitado opiniones polarizadas debido a los cambios que Ducati ha introducido en ella.

Galería: Ducati Monster 2021

La historia de hoy no la protagoniza la nueva Monster, sino un ejemplar de la S4RS, transformada en una Cafe Racer. La creación, denominada Ristretto, ha sido obra de SR Corse, un taller de personalización con sede en Sao Paulo, Brasil.

La calidad de la preparación es indudable, ya que parece que la moto salió así de la fábrica. Como puedes ver en la foto principal, hay muchas piezas a medida. Además, ofrece una postura de pilotaje mucho más deportiva, debido al depósito y el asiento personalizados.

El icónico chasis de la moto está prácticamente al descubierto y, gracias al cockpit más compacto, la Ristretto parece mucho más elegante y atlética que la S4RS original.

La talentosa gente de SR Corse ha dejado prácticamente intacto el motor bicilíndrico en L de 998 cm3 de la Monster S4RS. Solo ha añadido un magnífico sistema de escape asimétrico a medida, para dar a la moto un sonido más contundente cuando se da rienda suelta a los 130 CV disponibles.

La guinda de esta preparación es una cubierta de fibra de carbono para el sistema de embrague en seco, dándole una estética aún más sofisticada y orientada a las prestaciones.

La Ristretto conserva todos los elementos de primera calidad que se encuentran en la S4RS de serie, como las llantas Marchesini y la suspensión Öhlins. ¿Te gusta esta creación? Déjanos tus comentarios en nuestros perfiles de redes sociales.