Combinará un motor V6 con uno eléctrico, mientras que su autonomía cero emisiones rondará los 32 kilómetros.

El primer modelo híbrido de la firma de Woking se lanzó en 2013. Hablamos del espectacular McLaren P1, un hiperdeportivo que recurría a un sistema de propulsión híbrido enchufable, para un total de 916 CV de potencia y 900 Nm de par motor máximo. Sin duda, uno de los modelos más icónicos de la casa, junto al McLaren F1 de los años 90.

Ahora, McLaren tiene en la recámara otro híbrido, pero no uno tan exclusivo como el P1, sino uno enfocado al 'gran público', ya que formará parte de la familia Sport Series de la casa, que conforma la gama de acceso a los superdeportivos de la firma, con modelos como el McLaren 570S o el 540C.

Galería: McLaren Sport Series, fotos espía

La marca ya está ultimando los detalles de este nuevo híbrido enchufable, cuya denominación comercial todavía no conocemos, pero que lógicamente será mucho más asequible que el McLaren P1 de 2013, o que el McLaren Speedtail, que también es un modelo híbrido. Debería desvelarse este mismo verano, con entregas antes de que acabe el año.

Según la revista británica Autocar, el modelo recurrirá a un motor V6 con dos turbos y, por tanto, sería el primer coche de McLaren en usar este tipo de arquitectura, ya que el resto de modelos utilizan bloques V8, también biturbo, ya sea el añejo de 3,8 litros o el más reciente de 4,0 litros.

McLaren Sport Series, fotos espía

Lógicamente, el propulsor biturbo de seis cilindros estará apoyado por un motor eléctrico, aunque desconocemos qué cifras de potencia y par motor será capaz de arrojar el conjunto. Lo que sí indican los últimos rumores es que su autonomía en modo eléctrico rondará los 32 kilómetros (suponemos que en ciclo WLTP).

El máximo responsable de McLaren, Mike Flewitt, cree que la electrificación es una buena solución para aumentar prestaciones y, de paso, reducir las emisiones contaminantes. Lógicamente, las baterías aumentarán el peso del vehículo, pero estamos seguros de que McLaren sabrá cómo contrarrestar los kilos extra. 

McLaren Sport Series, fotos espía

Y es que, según Flewitt, ya sea un híbrido o no, este coche deberá posicionarse como un conjunto que, como poco, resulte igual de bueno que cualquier modelo 'convencional' de la marca, con motor de combustión, tanto en lo que respecta a sensaciones de conducción como a versatilidad de uso.

De momento, la solución PHEV es un paso intermedio antes de ofrecer un coche 100% eléctrico, que McLaren lanzará en algún momento, aunque no todavía. Por ahora, las infraestructuras de recarga no están a la altura y las baterías de gran capacidad siguen siendo muy pesadas.

Fuente: Autocar