Su motor biturbo es de origen Nissan, pero nada es de serie en este pequeño 'Frankenstein'.

Rod Millen, leyenda del famoso ascenso a Pikes Peak, organiza cada año en Hahei, Nueva Zelanda, un festival denominado Leadfoot Festival, dedicado a los amantes del automóvil, al estilo del Goodwood Festival of Speed que se celebra verano tras verano al sur de Inglaterra, con un revirado e interesante recorrido por el que circulan bestias de todo tipo.

Un buen ejemplo de ello es el Nissan Micra (Nissan March en otros mercados) que hoy nos ocupa, convertido en una especie de 'monstruo' al estilo de los legendarios Grupo B. Es obra de Glenn Hodges y su taller especializado, The Lab Limited, y poco queda del coche urbano original en el que se basa, porque ahora es una verdadera animalada.

Galería: Nissan Micra V6 biturbo 4WD por The Lab Limited

En posición central, este Micra monta un motor VQ35DETT, es decir, un 3.5 V6 de gasolina, biturbo y originario de la propia Nissan. Y no esperes una transmisión de carreras, porque en realidad equipa una caja de cambios manual en H, de cinco velocidades, heredada de un Nissan Navara.

El bloque de seis cilindros, de la familia VQ de Nissan, lleva instalados dos turbocompresores Garrett GT2860RS, así como algunos elementos reforzados, pero gran parte de sus componentes son los de serie, tal y como asegura su creador.

Además, el equipo de frenos es Akebono, como el de un Nissan 370Z, y la suspensión goza de amortiguadores ajustables de tipo coilover y muelles King. Lógicamente, el habitáculo está completamente aligerado y cuenta con una jaula antivuelco integrada, un extintor y, en general, todo lo necesario en un coche de carreras.

Nissan Micra V6 4WD por The Lab Limited

El modelo, que ya ha participado en otras ediciones del festival, ha sido mejorado de cara a este año, siendo más potente que nunca. Goza de un sistema de tracción total para repartir sus más de 650 CV y 700 Nm de par motor máximo. Según sus creadores, despacha el 0 a 100 km/h en poco más de 2,0 segundos, que se dice pronto.

Durante el festival neozelandés, el coche en cuestión fue conducido en la colina por el piloto de turismos Paul Radisich, aunque no logró colocar el Micra entre los diez coches más rápidos del fin de semana. De hecho, acabó en undécima posición, justo a las puertas de dicho top 10.

Nissan Micra V6 4WD por The Lab Limited

Cabe apuntar que el ganador de la edición de este año del Leadfoot Festival fue el piloto Alister McRae, a los mandos de un Subaru Impreza WRC de casi 900 CV de potencia, con el que marcó un tiempo de 48,31 segundos. El segundo puesto fue para el piloto de rallies neozelandés Hayden Paddon, y su kartcross preparado.

Si te interesa conocer más detalles sobre este Nissan Micra tan bestia, te dejamos justo debajo un vídeo donde el propio artífice de este 'Frankenstein' explica algunas de las modificaciones y enseña en cámara los principales puntos destacables de su creación.