Pedrosa ocupa el 12º puesto en la tabla general, con solo 41 puntos y a 99 del líder del campeonato, que no es otro que Marc Márquez, su compañero en el equipo oficial de la marca del ala dorada.

Al margen de aquella primera toma de contacto con el campeonato, su peor arranque hasta la fecha era el de 2015, cuando completadas las ocho primeras citas sumaba 47 puntos. De cualquier forma, hay que tener en cuenta que en aquella ocasión –igual que en 2011– se perdió tres carreras, circunstancia que aún hace más alarmante su actual situación.

Por si te lo perdiste:

Paradójicamente, la peor racha de resultados del de Castellar del Vallés (Barcelona) tiene lugar tras una de sus mejores pretemporadas, un invierno en el que rodó delante en todo momento y se erigió como una de las referencias.

No obstante, este bajón coincide también con un punto de inflexión en la carrera del catalán, que a sus 32 años y después de haber estado ligado a Honda durante toda su trayectoria, en 2019 se verá obligado a cambiar de aires.

El mes pasado, en Mugello, la compañía japonesa le comunicó que no tenía intención de renovarle –su moto la pilotará los dos próximos cursos Jorge Lorenzo–, una decisión que ha tenido un impacto negativo en la motivación del #26, como él mismo ha reconocido recientemente.

“Evidentemente, estar preocupado por otras cosas cuando estás encima de la moto es algo que no ayuda. Estas motos deben llevarse sin pensar, y si lo haces demasiado, eso tiene un impacto en lo que ocurre en la pista”, ha repetido en un discurso que ya se le escuchó en Montmeló, hace dos semanas, y que repitió este domingo en Assen, donde cruzó la meta el 15º, a 16 segundos del ganador (Márquez).

Dani Pedrosa

“Dani está en una situación difícil. Assen es uno de los circuitos que más le cuesta por su condición física, pero con la Honda, si no estás motivado, es imposible ir rápido. Es una moto que se mueve, con la que tienes que ir con valentía y ganas, pero lo bueno del motociclismo es que el piloto aún puede marcar la diferencia”, soltó Márquez en Holanda.

La confesión de Pedrosa es muy llamativa en alguien como él, acostumbrado a lidiar demasiado habitualmente con la faceta más amarga del motociclismo –las lesiones–, y que sin embargo ha quedado muy tocado tras saber que no encaja en los planes de futuro de Honda.

El abatimiento del tricampeón del mundo de 125cc (2003) y 250cc (2004 y 2005) no parece dejarle en la mejor predisposición para encarar lo que viene.

El #26 es el elegido para encabezar un proyecto muy ambicioso que seguramente le llevará a subirse a una Yamaha oficial, con apoyo total del constructor de los diapasones, con un gran presupuesto que en gran medida saldrá de Petronas y con Franco Morbidelli como vecino de taller.

Esas M1 son dos de los prototipos más cotizados de una parrilla que en 2019 perderá dos unidades -pasará de 24 a 22 motos-, más aún, si tenemos en cuenta que Pedrosa puede encontrar en Yamaha a un fabricante que le prestará toda la atención del mundo y que le espera ansioso, a él y a toda la información que pueda aportar de su dilatada experiencia en Honda.

Las temporadas de Pedrosa tras 8 carreras

Temporada

Categoría

GP disputados

Clasificación

Puntos

2001

125cc

8

16º

22

2002

125cc

8

131

2003

125cc

8

124

2004

250cc

8

155

2005

250cc

8

156

2006

MotoGP

8

102

2007

MotoGP

8

106

2008

MotoGP

8

151

2009

MotoGP

8

92

2010

MotoGP

8

138

2011

MotoGP

5*

69

2012

MotoGP

8

146

2013

MotoGP

7*

136

2014

MotoGP

8

128

2015

MotoGP

5*

10º

47

2016

MotoGP

8

86

2017

MotoGP

8

87

2018

MotoGP

8

12º

41